Piden 29 años de cárcel por intentar matar a tres okupas

Un hombre acusado de intentar matar a tres okupas quemando el edificio donde vivían en Alcalá de Guadaíra (Sevilla) se enfrenta a delitos por los que la Fiscalía solicita una condena de 29 años de cárcel. Hoy ha negado los hechos ante el tribunal y ha recalcado que una de las víctimas es como su padre.

Según han informado a Efe fuentes del caso, el Ministerio Público pide 10 años y 12 meses de prisión para M.L. por un delito de incendio consumado en concurso ideal medial con otro de homicidio en grado de tentativa, así como sendas penas de 9 años por otros dos delitos de intento de homicidio.

La Sección Tercera de la Audiencia Provincial de Sevilla comenzaba ayer lunes a enjuiciar al encausado, quien ha explicado que el día de los hechos, el 2 de octubre de 2018 sobre las 22.45 horas, acudió al edificio para intentar pasar allí la noche, ya que iba «borracho».

Una de las víctimas, que habitualmente reside en ese inmueble, le respondió que volviese al día siguiente y M.L. se marchó, según su relato.

«Subí por las escaleras hasta un banco y me quedé allí porque ya no podía más. Al rato llegó la Policía, me llevó al médico y me detuvo. Pero no volví a la casa para nada», ha explicado el acusado, quien ha detallado que el edificio «es un basurero, no tiene puertas ni ventanas ni nada».

«Para mí es como mi padre», ha dicho también respecto al hombre con quien conversó, que según él es «el único que vive allí».

El procesado, además, ha negado que prendiese fuego al colchón que hacía las veces de puerta y ha reconocido que aquel día estuvo bebiendo alcohol «desde por la mañana».

También han declarado este lunes dos de los policías que se personaron en el edificio antes de que llegasen los bomberos y uno de ellos ha recordado que los tres okupas se encontraban en la planta de arriba, por lo que se habrían causado lesiones si hubiesen saltado por la ventana.

 

 

De acuerdo con el testimonio de los agentes, fueron los ocupantes del inmueble quienes señalaron a M.L. como el responsable del incendio, aunque nadie le vio encender el mechero que llevaba, según ha apostillado un policía.

El juicio continuará el próximo jueves con la declaración de los okupas.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here