Extraños Olvidos

0
706

Extraños Olvidos

Y está de vuelta el señor Limones, con sus frases perfectas y su aquí no ha pasado nada. Lo perdona todo y hace bien, no se puede vivir eternamente del rencor.
Escuchando la entrevista con mi amigo Salomón, he querido entender que todo está olvidado y que sigue adelante, porque veinte años no es nada, y estos últimos, pues tampoco.
La justicia le ha dado la razón y eso hay que celebrarlo, aunque por delante se haya llevado a la familia, y a algunos amigos, el pasado fin de semana se podía ver rodeado de su gente, sentado en el palco del fulbol junto a su inseparable Pavón, celebrando la sentencia que no deja lugar a dudas. Aunque hace referencia a una forma un poco «compadre de facturar y pagar, como si en vez de hacerlo entre empresa pública y Alcalde, fuera entre amigas, solo que las amigas vamos al café de la mañana y nos hacemos nuestras cuentas sin peligro de «fiscalías».
Ha sido estupendo verte de nuevo, perdona que te tutee, en todas las fotos de la mañana del domingo, siendo el centro de atención y el centro de todas las fotos, también me cuentan algún rifi/rafe entre concejales por ver quien pagaba la «convidá».
Antonio, te van a salir muchos amigos, nuevos y de los antiguos, de los que renegaron de ti, que se arrimarán, porque la gente es así, y ya lo sabes, porque tú eres así, de los que agradecen a Susana, a Verónica, a Pedro, a Heidi, a Marco y a David el Gnomo si se tercia, te gusta estar bien con todo el mundo, entre los árboles sonriente he visto la carita de que fuese tu mano derecha y asesor.
Todos muy propios y tú en el hacerme centro, porque te gusta el centro, y no molestar.
Sin embargo he creído escuchar, en esta entrevista, poner el punto de mira en la actitud beligerante de la oposición y pasar muy por encima la actitud de algunos miembros de la «agrupación». No se ha hablado de las grabaciones, ni de qué contienen.
Se te ha olvidado mencionar que algunos de los amigos y amigas con las que te hacías la sesión de fotomatón, este domingo, continúan siendo investigados e investigadas. He echado de menos esa frase de «Confío en que la Justicia restablezca la normalidad y mis compañeros puedan salir de esta pesadilla donde nunca debieron estar». Pero no, no la he oído, ni tampoco he oído a Salomón preguntarte por las grabaciones, tu relación con Ana Isabel, y por el tema de la agrupación como parte de la «camorra» que te perseguía.
¿Un poquito descafeinado todo?, ¿le habrás prometido la exclusiva de tu vuelta?
Yo confío en la acción de la justicia, en la publicación de las grabaciones, en el perdón de los pecados y en la resurrección de los muertos, y no porque sea creyente, que lo soy, sino porque me da en la nariz que tu vuelta se está gestando desde algún lugar del provincial de cuyo nombre no quiero acordarme y esta entrevista es un primer paso.
Si es así, se verá prontito.
Artículo de opinión.
Silviana Sánchez Lacôme.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here