El PSOE local pierde otro concejal, David Hidalgo

0
1053

El PSOE local pierde otro concejal, David Hidalgo

El nuevo concejal anuncia que no pertenecerá al grupo socialista, pasará a ser concejal no adscrito.

El PSOE alcalareño pierde otro concejal, David Hidalgo, que quedará como concejal no adscrito y pasará a la oposición. El equipo de gobierno de la alcaldesa, Ana Isabel Jiménez, tendrá que culminar este mandato con un concejal menos. Al ya mermado grupo socialista, que cuenta con 9 concejales (de 25 que componen la corporación), se le resta ahora el nuevo concejal que, en breve, tomará posesión de su cargo.

David Hidalgo Gámez es el número 15 en la lista del PSOE que concurrió a las municipales de 2015 y ha anunciado que no se integrará en el grupo socialista, pero que no va a dejar pasar su derecho y exigirá el acta de concejal que le corresponde. Hidalgo ya había pedido su baja como militante por diferencias con la nueva dirección local del partido, encabezada por la alcaldesa.

Hidalgo es el sexto concejal que se incorpora al equipo de gobierno tras los correspondientes abandonos de ediles socialistas, la última hace sólo un mes fue Pilar Benitez. A estas alturas, sólo la alcaldesa y otros tres concejales de los que iniciaron el mandato permanecen en la bancada socialista.

Esta es la consecuencia de la división interna que sufre el PSOE local en los últimos años. Sobre todo a partir de la marcha de Gutiérrez Limones, que comenzó el mandato como alcalde, pero que abandonó el puesto dejando a la número tres de la lista, Ana Isabel Jiménez. Al poco  tiempo salió la número 2, Miriam Burgos, a la que el anterior alcalde eligió como sucesora.

Querellas

La situación en el PSOE local es tan convulsa que son ya seis los miembros del ejecutivo que han dimitido de su cargo.   Se han sucedido las acusaciones e incluso las denuncias. Esta misma semana ha tenido lugar un acto de conciliación, previa a la querella interpuesta por la alcaldesa contra varios militantes por presuntos delitos de injurias en defensa de su derecho al honor y la honestidad. La querella iba dirigida contra el concejal entrante David Hidalgo, además de otros tres compañeros del PSOE local.

El acto de conciliación se ha saldado con la negativa de los denunciados a aceptar las condiciones impuestas por la alcaldesa, pues según los denunciados suponía renunciar a su opinión y a volver a manifestarse sobre ese asunto, en una inaceptable censura en esta democracia.

Con esta situación, y tras los resultados de las elecciones del día dos de diciembre en Alcalá de Guadaíra, cada vez se vislumbra más complicado que los socialistas conserven la Alcaldía que gestionan desde 1979.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here